¿Qué es la misión crítica y por qué no debe descuidarse en las organizaciones?

Share

 

Las empresas han encontrado en la tecnología un aliado que les ha permitido evolucionar para responder de una mejor manera a las necesidades de sus clientes. Nuevas formas de hacer las cosas hacen parte de esta tendencia. Estos adelantos no solo han llegado a permear en las labores más cotidianas y visibles de las organizaciones, como las que desempeña un computador de escritorio, sino que además han logrado ser parte de las más olvidadas, pero no por eso menos importantes. Es allí cuando se habla de la misión crítica, es decir, todas las herramientas que tiene una empresa para su funcionamiento y que deben trabajar sin interrupción las 24 horas del día y los siete días de la semana. Todos esos artefactos, que sin su funcionamiento, la operación de la empresa se vería estancada hasta que no sean reparados o reemplazados.

Aclarado lo anterior es cuando cobran protagonismo estos elementos olvidados y más cuando, según un estudio adelantado por la proveedora de soluciones en infraestructura tecnológica UPSISTEMAS, su impacto en la producción de las empresas puede afectar hasta en un 10% los ingresos de la compañía. “Cada evento fallido que no se detecte a tiempo puede ocasionar pérdidas entre el 5% y 10% de los ingresos de una empresa”, asegura Guillermo Varón, gerente de proyectos de UPSISTEMAS, quien explica que estos dolores de cabeza pueden evitarse si se emplean sistemas de monitoreo que revisen constantemente el estado de estos equipos. Para el profesional existen por lo menos dos formas de atender oportunamente la misión crítica de una empresa.

La primera se relaciona con el acondicionamiento en el espacio físico para que estos equipos puedan desempeñarse, la segunda con el mantenimiento que un especialista en esos equipos puede hacer de manera periódica. “El  permite anticipar y controlar instalaciones de una forma práctica, rápida, segura y económica, evitando tiempo prolongados en el cese de la operación”, explicó Varón. Según las investigaciones que han podido adelantar, en promedio la inversión que requiere un equipo de misión crítica puede significar el 2% del valor del mismo al año, que al compararlo con el 10% en pérdidas que puede generar a los ingresos de la organización, resulta ser más oportuno financieramente desarrolla un rubro de supervisión de estos equipos en los gastos de la compañía.

Para estas intervenciones Varón recomienda acudir a los fabricantes del equipo que conocen de primera mano las características y sus intervalos de mantenimiento. También recomienda empresas que prestan ese servicio y que son expertas, al tener un portafolio amplio, en conjuntos de sistemas que puede haber en las organizaciones. Teniendo en cuenta la opinión de este experto en temas de misión crítica vale la pena prevenir que lamentar.

Noticia tomada de elespectador.com